Sara Corea, mucama del hotel donde Lady Gaga se hospedó cuando asistió a la presentación de los Golden Globes en Enero de este año fue acusada de robo, luego de la Casa de Modas Italiana Valentino reportará el vestido como robado ante las autoridades. Y es que de acuerdo Corea ella lo encontró abandonado y aún colgando de un gancho en el closet del cuarto que la cantante ocupó después del show, para posteriormente entregarlo a El Departamento de Objetos Perdidos, siguiendo las pólizas del hotel, pero como nadie lo reclamó después de 8 meses el vestido le fue entregado a Corea quien decidió subastarlo utilizando los servicios de la Casa de Subastas de Nate Sanders.
Créditos: Casa de Subastas de Nate Sanders

Lo que nadie sabía hasta ese momento era que al parecer el vestido no era propiedad de la cantante/actriz sino que más bien habría sido un préstamo de la exclusiva casa de modas Valentino, por lo cual un representante de los mismos lo reportó como robado.
Cuando se percató de dicha acusación Corea proporcionó pruebas de como en efecto ella había seguido el protocolo correcto al entregar el vestido a el departamento de objetos perdidos, esperando los 8 meses a que alguien lo reclamara y ya que esto no pasó, el vestido le fue entregado a ella que lo encontró.
El Departamento de Policía de Beverly Hills estableció que no había intención criminal y por lo tanto desechó los cargos levantados en contra de Correa, permitiéndole quedarse con el vestido y así mismo subastarlo.
Cabe mencionar que un vestido de la Casa de Modas Valentino generalmente tienen un precio en el rango de $150,000 Dls. Que suerte la de Corea!

Cartas de Autenticidad escritas en inglés y español por Corea.
Créditos: Casa de Subastas de Nate Sanders

Deja un comentario